Receta: Salsa Bechamel sin mantequilla, ¡deliciosa y ligera!

5/5 - 1 voto

Buenas, amigos y amigas de la cocina casera. Hoy les traigo una receta que les va a encantar: una deliciosa salsa bechamel sin mantequilla. ¡Así es, sin mantequilla pero igual de sabrosa! Así que prepárense para sorprender a todos con esta opción más saludable y igual de deliciosa.

Pero antes de comenzar, déjenme contarles un poco sobre esta receta. La salsa bechamel es una preparación muy versátil y cremosa, ideal para acompañar pastas, gratinados y muchos otros platos. Tradicionalmente, se hace con mantequilla, pero en esta versión vamos a prescindir de ella para hacerla más ligera sin perder su sabor irresistible.

Información previa

  • Número de comensales: 4 personas
  • Dificultad: Fácil
  • Tiempo estimado de preparación: 15 minutos

Ingredientes

  • 2 cucharadas de aceite de oliva
  • 2 cucharadas de harina
  • 2 tazas de leche
  • Sal y pimienta al gusto
  • Nuez moscada al gusto

Pasos de preparación

  1. En una cacerola, calienta el aceite de oliva a fuego medio.
  2. Añade la harina y mezcla bien hasta obtener una pasta homogénea.
  3. Poco a poco, incorpora la leche mientras sigues mezclando vigorosamente para evitar grumos.
  4. Cocina a fuego medio-bajo hasta que la salsa espese y adquiera una consistencia suave y cremosa.
  5. Sazona con sal, pimienta y nuez moscada al gusto y mezcla bien.
  6. Listo, tu exquisita salsa bechamel sin mantequilla está lista para disfrutar.

Beneficios de la salsa bechamel sin mantequilla

Además del sabor delicioso y la cremosidad que brinda a tus platos, la salsa bechamel sin mantequilla tiene beneficios adicionales. Al eliminar la mantequilla, reduce el contenido de grasas saturadas y calorías, siendo una opción más ligera para quienes buscan cuidar su salud y mantener una dieta equilibrada. ¡Pero no te preocupes, no pierde nada de su encanto y sabor!

Recomendaciones y consejos

A la hora de preparar esta salsa bechamel sin mantequilla, te recomiendo utilizar una buena calidad de aceite de oliva, ya que le dará un toque especial de sabor. Además, no dudes en sazonarla con tus especias y hierbas favoritas para darle un toque personalizado. ¡La versatilidad es infinita!

Si quieres que quede aún más cremosa, puedes utilizar leche entera en lugar de leche descremada. Y si te gusta el queso, no dudes en agregar un poco de queso rallado al final y gratinarlo en el horno. ¡Será una explosión de sabores!

Curiosidades sobre la salsa bechamel sin mantequilla

Sabías que la salsa bechamel debe su nombre a Louis de Béchamel, un marqués francés del siglo XVII que fue conocido por su afición a la buena mesa. Se dice que fue él quien popularizó esta deliciosa preparación en la corte francesa. Y aunque la receta original lleva mantequilla, hoy en día existen varias versiones más saludables, como esta que te acabo de compartir.

Relacionado:   Deliciosa receta de salsa blanca: sorprende a todos con nuestra salsa de queso crema

Espero que te haya gustado esta receta de salsa bechamel sin mantequilla. No dudes en probarla y sorprender a todos con su sabor. ¡Nos vemos en la próxima! ¡Buen provecho!

4 comentarios en «Receta: Salsa Bechamel sin mantequilla, ¡deliciosa y ligera!»

    • Yo también amo la salsa bechamel, pero la mantequilla es esencial para su sabor y textura característicos. Sin ella, no es lo mismo. Prueba la receta original y luego opina. ¡No te arrepentirás!

      Responder

Deja un comentario